Hoy, 10 de diciembre, Día Mundial de los Derechos Humanos nos sumamos a las peticiones mundiales de que se garanticen todos esos derechos a todas las ciudadanas y ciudadanos del mundo. Y ojala, muy pronto, también Internet esté entre esos derechos.

Durante muchos años los medios de comunicación estuvieron en manos de muy pocos. Con la excusa de que tener medios era muy caro y que las frecuencias de radio y televisión eran muy escasas, la ciudadanía siempre tuvo limitado el acceso a los llamados medios masivos.

Pero llegó Internet y la cosa cambió. Frente a la escasez de oportunidades, ahora tenemos abundancia de iniciativas mediáticas a través de la Red.

No se puede negar. Internet es, hoy por hoy, la principal fuente de información y comunicación en el planeta. Más que nunca, el Derecho a la Comunicación se ejerce desde la Red. Y para eso necesitamos estar conectados, tener acceso.

Las cifras son optimistas. Según lo últimos datos, casi el 60% de los ciudadanos y ciudadanas de América Latina y el Caribe accede a diario a Internet. Un aumento significativo de 20 puntos en dos años, cuando en 2012 sólo el 40% accedía. Algunos consultan correos, otras leen noticias y la mayoría navega por las Redes Sociales. Pero aún así, no es algo que disfrute la mayoría de la ciudadanía. Como tampoco lo es el acceso al trabajo, al agua, a la educación o a la salud.

Este 10 de diciembre, Día de los Derechos Humanos es un buen momento para recordar a los gobiernos que, al igual que existe un Derecho al trabajo, al agua, a la salud o a la educación, también Internet debería ser reconocido como un Derecho Humano. Así lo sugirió el ex-Relator Especial de la ONU para la Libertad de Expresión, Frank La Rue:

“Internet es uno de los más poderosos instrumentos del siglo para aumentar la transparencia en la conducta de los poderosos, acceder a la información y facilitar la participación activa de los ciudadanos en la construcción de sociedades democráticas […] la única y cambiante naturaleza de Internet no sólo permite a los individuos ejercer su derecho de opinión y expresión, sino que también forma parte de sus derechos humanos y promueve el progreso de la sociedad en su conjunto.”

Por eso, las Naciones Unidas aseguran que garantizar el acceso universal Internet “debe ser una prioridad de todos los estados”. Además, se manifiestan en contra de las leyes y gobiernos que restringen el acceso de la ciudadanía a la Red y en favor de que no se viole el derecho de privacidad y protección de datos.

Pero aún hay muchas voces que prefieren hablar de Internet como una simple herramienta que facilita el ejercicio de derechos y libertades como la Libertad de Expresión. Lo definen como un simple intermediario. Lo que sucede es que, en el caso de Internet, la herramientas está tan intrínsecamente ligada al ejercicio del derecho que ambas pasan a conformar el Derecho mismo. El abogado chileno Pablo Contreras lo explica muy bien:

“La vinculación entre el acceso al medio –la Internet– y la posibilidad de ejercicio del derecho –la libertad de opinión, información y expresión– es de tal intensidad, que el derecho se afecta severamente sin la existencia del medio.”

También hay quienes insisten en que habiendo gente que pasa hambre y no tiene acceso a la salud es trivial este reclamo y no entra dentro de las prioridades reclamar el acceso a Internet a nivel de Derecho Humano. Sí y no.

El problema es que para reclamar por los demás derechos necesitamos ejercer uno fundamental: expresarnos. Movilizarnos socialmente, denunciar los sistemas corruptos que gastan el dinero de la sanidad en sobresueldos de sus políticos o en rescatar bancos, derecho a indignarnos y reclamar. Los medios tradicionales no suelen dar cabida a muchas de estas denuncias y reclamos. Por eso es tan importante democratizar el acceso a Internet.

Desde Radios Libres, nos sumamos en el Día de los Derechos Humanos a todas las peticiones mundiales de que se garanticen todos esos derechos a todas las ciudadanas y ciudadanos del mundo. Y ojala, muy pronto, también Internet.

  • Queremos una Internet para todas y todos los ciudadanos.
  • Una Red donde la cultura y la información circulen en libertad y sin restricciones. Donde no existan leyes SOPA, ni PIPA, ni CISPA, ni ninguna otra que limite el acceso o permita a los gobiernos controlar o limitar la Red.
  • Una Internet donde las grandes Redes Sociales no trafiquen con nuestros datos o nos censuren.
  • Una Red segura, privada y neutral.
  • Una Internet al servicio de los pueblos, regulada en su beneficio y no para favorecer los intereses de las grandes empresas transnacionales de las telecomunciaciones.

¡Internet como Derecho Humano ya!

Difunde los 10 DERECHOS Y PRINCIPIOS DE INTERNET

Promovidos por IRP – Internet Rights and Principles Coalition

1) Universalidad y Igualdad
Todos los seres humanos nacen libres e iguales en dignidad y derechos, que deben ser respetados, protegidos y cumplidos en el entorno digital.

2) Derechos y Justicia Social
Internet es un espacio para la promoción, protección y cumplimiento de los Derechos Humanos y el avance de la justicia social. Toda persona tiene el deber de respetar los derechos de los demás en el entorno digital.

3) Accesibilidad
Toda persona tiene igual derecho a acceder y utilizar Internet de forma segura y libre.

4) Expresión y Asociación
Toda persona tiene derecho a buscar, recibir y difundir información libremente en Internet sin censura ni interferencias. Todo el mundo tiene derecho a asociarse libremente a través de Internet, con fines sociales, políticos, culturales o de otro tipo.

5) Confidencialidad y protección de datos
Toda persona tiene derecho a la privacidad On Line. Esto incluye el no ser vigilado, el derecho a utilizar cifrado y el derecho al anonimato. Todo el mundo tiene derecho a la protección de datos, incluyendo el control sobre la recolección, retención, transformación, eliminación y divulgación de sus datos personales.

6) Vida, Libertad y Seguridad
El derecho a la vida, la libertad y la seguridad deben ser respetados, protegidos y cumplidos en Internet. Estos derechos no deben ser infringidos o utilizados para infringir los derechos de otros.

7) Diversidad
La diversidad cultural y lingüística en Internet debe ser promovida, la innovación técnica y política deben alentar y facilitar la pluralidad de expresión.

8) Igualdad
Todo el mundo tendrá acceso universal y abierto a los contenidos de Internet, libre de discriminación(de paquetes), filtrado o control de tráfico por razones comerciales, políticas o de otro.

9) Normas y Reglamento
La arquitectura de Internet, los sistemas de comunicación y los formatos de documentos y datos se deben basar en estándares abiertos que garanticen la interoperabilidad completa, la inclusión y la igualdad de oportunidades para todos.

10) Gobierno
Los Derechos Humanos y la Justicia Social deben ser la base jurídica y normativa sobre la que operar en Internet. Esto sucederá de manera transparente y multilateral, con un Internet basado en los principios de la participación inclusiva y la rendición de cuentas.

¡Internet como Derecho Humano ya!

You May Also Like

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *