No basta contar historias. Tienen que ser buenas historias. Y hay que saber contarlas.

Tienes dos posibilidades. La primera, encontrar una historia chévere entre las miles y miles que existen. Y la segunda, crearla tú.

En cualquiera de los casos, la historia que selecciones o que inventes debe tener los cinco elementos fundamentales de una buena narrativa:

El personaje, ella o él

Una historia siempre tiene un protagonista que es a quien el público ama, a quien compadece, de quien se encariña. Ese personaje puede ser tú mismo a través de un relato testimonial. O puede ser una tercera persona. Pero vas a contar lo que le aconteció como si te hubiera pasado a ti. Es decir, involucrándote en la historia. Metiéndote en la piel del protagonista.

Ese protagonista puede ser un hombre, puede ser una mujer o un viejo o una niña. También podría ser un colectivo, un grupo de campesinos o de artesanas. O incluso un animal, o un personaje de ficción o hasta un objeto personificado. El requisito indispensable es que ese personaje sea querible.

¿Cómo hacer entrañable al protagonista? Hay dos caminos tradicionales y siempre eficaces para conseguirlo:

  • Presentarlo débil. Una bebita despierta nuestra ternura precisamente por su vulnerabilidad. En el caso de una persona adulta, la debilidad puede encontrarse en un carácter tímido o inseguro. Nos identificamos con miedosas y cobardes porque, en el fondo o en la superficie, igualmente lo somos.
  • Presentarlo en peligro. El segundo camino para ganarnos al público a través del protagonista es meter a éste en problemas. Mientras más peliaguda sea su situación, más nos interesará que la resuelva. Las amenazas que padecen los personajes nos identifican con ellos, porque nosotros también vivimos, o creemos que vivimos, constantemente amenazados.

El efecto contrario —hacer odiable a un personaje— lo logramos por el camino opuesto: la prepotencia, la crueldad, la falta de entrañas, el egoísmo, la soberbia. La arrogancia siempre cae mal.

En el siguiente ejemplo, tenemos los dos tipos de personajes:

Una vez, un hombre rico le entregó una canasta con basura a un hombre pobre.

RICO Llévatela. A lo mejor te sirve…

El hombre pobre sonrió y se fue con la canasta. La vació, la lavó, la llenó de flores y se la devolvió al hombre rico.

RICO Pero,¿por qué me has dado flores si yo te di basura?

POBRE Porque… cada quien da lo que tiene en el corazón.

¿Por qué te cae mal el rico? Por su arrogancia. (Si te cayera bien, esto mostraría que eres tan insufrible como el susodicho). ¿Y por qué te cae bien el pobre? Porque, a pesar de haber sido humillado, responde con grandeza de espíritu.

Inicio, nudo y desenlace.

Las historias suelen desarrollarse en tres momentos: la presentación del conflicto, el enredo del conflicto y la solución del conflicto.

Siempre tiene que haber un conflicto, un choque de intereses, que es el alma del drama. Ese conflicto se hará más intenso según avanza la historia y encontrará un desenlace, sea éste feliz o desgraciado.

Hay historias más narradas, sin personajes que dialogan (o con apenas unas pequeñas escenitas). Y otras más teatrales, donde el diálogo de los personajes pasa a primer plano. Las dos sirven para storytelling.

Fíjate en la siguiente historia y descubre en ella los tres momentos mencionados:

NARRADOR En la mesa del humilde comedor, la pequeña niña trataba de envolver con papel dorado una caja de cartón. En eso, llegó el papá.

NIÑA ¡Hola, papito!

PADRE ¿Cómo estás, mi hija?… Eyy… ¿qué estás haciendo tú, eh?

NIÑA Nada, papito. Un regalo.

PADRE ¿Un regalo?.. ¿Un regalo para quién? Que yo sepa, nadie está de fiesta ni tampoco es Navidad…

NIÑA Es una sorpresa.

PADRE ¡Qué sorpresa ni qué cuentos!… ¿Y de dónde sacaste ese papel tan caro, eh?… Sabes que no tenemos dinero…

NIÑA Pero, papi, yo sólo quería…

PADRE Basta. No me hagas enojar más… ¡Para regalos estamos con esta crisis!… Vamos, vamos, fuera de aquí…

NARRADOR Al día siguiente, cuando el padre despertó, tenía la hermosa caja envuelta en papel dorado junto a su cama.

NIÑA ¡Es para ti, papito!

PADRE Pero… Hoy no es mi cumpleaños ni…

NIÑA En la escuela nos dijeron que todos los días es fiesta si tenemos el corazón alegre.

NARRADOR Avergonzado por su reacción del día anterior, el padre tomó aquella caja que pesaba muy poco… Quitó el papel dorado, la abrió… y nada. Estaba vacía.

PADRE Pero, niña majadera, ¿no sabes que cuando haces un regalo tienes que dar algo?… Aquí no hay nada… La caja está vacía.

NARRADOR La pequeña lo miró sorprendida y sus ojos se llenaron de lágrimas.

NIÑA No está vacía. Yo soplé muchos besos dentro de la caja… ¡Todos son para ti, papito!

PADRE Hija… yo… disculpa… perdona mi torpeza, hija… perdóname, hijita…

NARRADOR El padre abrazó a su hija y lloró con ella como no lo había hecho nunca. Dicen que aquel padre guardó la caja dorada muy cerca de su cama durante muchos años. Y cuando se sentía solo y derrumbado, tomaba de ella un beso imaginario y recordaba el amor que su hija le había regalado. 10

En una radionovela no hay un solo conflicto, sino varios. Y varios protagonistas y antagonistas entrecruzados. Y un montón de nudos y también de desenlaces. Son argumentos de largo aliento que se enredan y se desenredan y se vuelven a enredar. Pero en storytelling estamos trabajando con relatos mucho más breves, que no llegan siquiera a la complejidad de un radioteatro de un cuarto de hora. Por eso mismo, tenemos que seleccionar bien la historia y conseguir que en un par de minutos, o menos, capte la atención del público al que nos dirigimos y despierte en él emociones intensas.

Emociones

Cuando viví en el pueblito dominicano de Tamayo, trabajando en Radio Enriquillo, tenía un vecino que me tocaba a la puerta todos los viernes por la noche.

―¿Me presta el casete de La Copa Rota?
―Pero si ya lo has escuchado 100 veces…
―Será la 101 ―suplicaba―. Es que esta noche quiero amargarme de veras.
―¿Tienes problemas con la mujer?
―No.
―¿En el trabajo?
―Tampoco, compai. Solo quiero darme un jumo y sangrar gota a gota el veneno de su amor.

En América Latina (¿o será igual en todos los continentes?) somos dramáticos. Disfrutamos la amargura y lloramos de alegría. Desde pequeños, nos gustaban los cuentos con monstruos y fantasmas para orinarnos de miedo. De adolescentes, vivíamos cortándonos las venas por amores y desengaños. Ya de adultos, nos metemos en líos sentimentales absurdos, sabiendo que esos cuernos van a acabar mal, pero el vértigo de la pasión es más fuerte. Y en la tercera o cuarta edad, para no perder la costumbre, nos sentamos a llorar y a reír frente a la telenovela de turno.

Tenemos vidas exageradas. Y cuando prendemos la radio o la tele, cuando hojeamos una revista o asistimos a una charla, si no encontramos relatos emocionantes comenzamos a cabecear. No es casual que en las evaluaciones de tantos talleres te digan:

―Lo que más me gustó de este encuentro es que no me dormí ni un rato.

Si tu programa de radio no emociona, no sirve. ¿Cuántas veces se rieron durante tu charla (no de ti, sino de lo que dijiste)? ¿Ni una vez? ¿En cuantas ocasiones notaste los ojos aguados en el público? ¿Nunca? ¿Se movían demasiado en los asientos, bajaban la vista para atender al celular, se levantaban y salían al baño? Mala señal. Tu exposición no los cautivaba, no estaban emocionadas. En ese caso… ¡sigue estudiando este curso para que domines el arte de contar historias!

PŔACTICA 4
¿Qué emoción representa cada rostro?

alt_text
Imagen de: http://proxectomascaras.tumblr.com/

Una sorpresa

Una sorpresa no es otra cosa que invertir la expectativa del público. Que el asesino resulte la víctima, que la princesa se vuelva una bruja y el burlador sea burlado.

Al receptor nada le agrada tanto como un desenlace inesperado. Inesperado pero no absurdo. La historia terminará con algo imprevisto pero verosímil, coherente con los personajes y el argumento planteado. De lo contrario no hay sorpresa, sino un final tirado de los pelos.

A veces, una microhistoria puede incluir una buena sorpresa. Veamos este ejemplo:

Un hombre estaba poniendo flores en la tumba de un pariente, cuando vio a un chino poniendo un plato con arroz en la tumba vecina. El hombre se volvió hacia el chino y le preguntó:

―Disculpe señor, pero ¿en serio cree usted que el difunto vendrá a comerse el arroz?
―Sí.
―¿De veras? ―insistió el hombre.
―Sí ―sonrió el chino―. Cuando el suyo venga a oler sus flores…

Moraleja: Respeta las ideas de las otras personas para que respeten las tuyas.

No todas las historias tienen una sorpresa final. Pero las que tienen, son doblemente atractivas.

El tono de contar la historia

Dijimos que una buena historia despierta emociones, a veces intensas, en el público que la escucha.

Ahora bien, la primera e indispensable emoción es la forma de contar la historia, el tono fascinante, como encantador de serpientes, del storyteller, del narrador o la narradora. Para emocionar a tu audiencia, emociónate tú primero.

Habla con todo el cuerpo, con energía, como si te hubiera acabado de ocurrir lo que cuentas. Si la historia es una anécdota personal, una experiencia vivida por ti, es más fácil comunicar sentimientos y emociones. Si no lo viviste y te lo contaron, métete en el relato, aprópiate de él. Narra en tercera persona pero siempre con convicción, con ganas. La mejor cerveza, sin espuma, no sabe a nada.

PRÁCTICA 5
Inventa una historia breve, de no más de 100 palabras, con inicio, nudo y desenlace. Y que tenga una sorpresa al final. No copies la historia… ¡invéntala! Y la envías desde el formulario de comentarios al final de esta página.

Bibliografía

10 http://www.radialistas.net/article/una-caja-de-besos/

Descargar el curso completo en PDF

Capítulo 4 – Cómo contar una buena historia

También te puede interesar

99 comentarios sobre «Capítulo 4 – Cómo contar una buena historia»

  1. 1. Tristeza
    2. Asombro
    3. Alegría
    4. Amargura
    5, Enojo
    6. Miedo

    HISTORIA

    El viento acariciaba su rostro y despeinaba su cabello, no sabía cuantas horas exactamente habían pasado, desde que salió de su casa. Simplemente… no quería regresar.
    Se quedo mirando embelesada, como se ocultaba el sol, dando paso a la noche. Se puso de pie y sacudió una que otra grama que se había adherido a su bluejean, sabía que pronto cerrarían el lugar y el vigilante llegaría a decirle que se tenía que ir. Se inclinó nuevamente y dos lagrimas rodaron por sus mejillas, recogió una rosa amarilla y la deshojó lentamente; cuando, no quedaba ni un pétalo más, apretó fuertemente el tallo entre sus manos sin importar que las espinas hirieran su piel haciéndola sangrar; luego, con un hondo suspiro, pronunció dos palabras «adiós papá» y salió apresuradamente del cementerio.

  2. Casto por fin se lanzó a cantarle con la guitarra a Michelle, cuando apareció Tulio, el gigante de quinto año, que empezó a gritar La Cucaracha. Sonaron las burlas. Michelle, buscó como huir de la situación. Caminó y a Casto se le congeló el pecho bajo el aguacero de gritos de Tulio y burlas de sus compañeros. Desesperado no supo qué hacer para contenerla. Entonces cantó sin pensar: ¡La Cucaracha! ¡La Cucaracha!, Tulio le clavó una mirada y cantó con él mientras las burlas se convirtieron en coros. Michelle lo vio y regresó a su lugar, justo delante de Casto.

  3. Práctica No. 4

    1. Muy triste
    2. Asombro
    3. Cómico, risa
    4. Aburrido
    5. Enojado
    6. Asustado

    Práctica No. 5

    Historia

    Hace muchos años, en un pueblo muy pequeño vivia una pequeña niña con su madre, su padre y sus 10 hermanos. Su casa no tenia lujos sin embargo ella era feliz viviendo en su hogar con toda su familia, cuando cumplio los 21 años de edad realizo un viaje en busca de Aventura y asi fue sin embargo, encontro mas que eso, porque en el viaje encontro al amor de su vida, se enamoraron de inmediato. Cinco años despues se casaron y nueve meses mas tarde nacio su primer hijo. Dicen que un viaje no cambia a una persona y puede que sea cierto, pero cuando decidimos emprender el viaje de la vida no sabemos que nos aguarda.

  4. Práctica No. 4
    a. depresión
    b. susto
    3. alegría
    4. aburrido
    5. extrañado
    6. miedo

    Práctica No. 5

    Elegir estudiar y superarse o quedarse en lo mismo

    Camina una niña de tan solo 10 años, iba para la escuela pero en el camino se encuentra con Sebastián un niño de su misma edad. Se saludan.
    – Hola Sebastián
    – Hola Camina
    – Sebastian: bien, hiciste tus tareas de idioma español y matemática?
    – Camina: sí, pero estaban muy difíciles, logré porque mi mamá me estuvo motivando.
    y tú? hiciste la tarea?
    – Sebastián: sí, pero en la obscuridad y poniéndome unos audífonos para no escuchar nuevamente que mis papás se peleaban otra vez.
    – Carmina: lo siento mucho y vas para la escuela?
    – Sebastián: no, porque voy a la tienda a comprar una cerveza para mi papá.

    Se despiden y termina la historia.

    Esto nos deja una moraleja de que los problemas si influyen en los niños, pero ellos pueden decidir si alcanzar sus sueños y romper con el ciclo de los malos hábitos de los padres.

  5. Practica 5:
    Algo muy repentino?
    Narrador: el hijo menor se había peleado con su papá días
    antes
    Narrador: Era un día muy frío en un lugar no muy poblado.
    Mamá: hola esposo como vas.
    Papá: muy bien…
    Narrador: El esposo entra al baño.
    Mamá: que te pasa
    Papá: siento mucho dolor de pecho
    Mamá: hijos agarren a su padre
    Narrador: mientras toda la familia llevaba a su papá entraron al hospital
    Mamá: Ángel, no le quieres decir algo a tu padre
    Hijo menor: si, te amo.
    Narrador: así fue como el hijo menor perdonó a su papá.

  6. Práctica 4:
    1. Triste
    2. Sorprendido
    3. Burlón
    4. Disgustado
    5. Enojado
    6. Temeroso
    Práctica 5:
    La Cita de cada noche…
    Estaba allí aquel hombre otra vez, allí sentado en aquella vieja banca frente a Puerto Bolívar. Y es que cada noche, pasadas las 10 de la noche se sentaba misterioso a esperar la cita de cada noche con su amada. Minutos después la veía venir, sus ojos y su rostro se exaltaban por su brillantez, ardido en las llamas de la juventud de la mujer a la que escogió como su amante.
    Ahí permanecía cerca de una hora hablándole a la joven, mientras ella no podía responder a ninguna de sus frases. Y es que cada noche, inevitablemente, él acudía a ver a la joven veinteañera, a recordar su nombre y a tratar de saber porque ella hace más de 3 años con sus tristes ojos cansados, llenos de odio y de rencor, bebió aquella copa de vino que acabó con su existencia.
    Estaba desequilibrado. Allí aquel cuarentón, aparentaba no saber que la joven decidió autoelimarse cuando se enteró de que él estaba casado. Pero era evidente observar que en su rostro se dibujaba la sádica y culpable sonrisa de su muerte…

  7. Practica 4:
    1.- Tristeza
    2.- Sorprendido
    3.- Hipócrita
    4.- Asco
    5.- Enojado
    6.- Miedo
    Practica 5:
    Como todos los fines de semana, los jóvenes del barrio se reunían en las canchas de fútbol para hacer un mini campeonato entre los que estaban allí. Como todo campeonato tienen sus rivalidades entre equipos, siempre había un grupo de chicos que la intención de ellos no era solo ganar el partido para pasar a la siguiente fase, sino que también tenían las intenciones de salir a trompones para así ganar popularidad y respeto para que los demás equipos se retiraran y ya no jueguen con el grupo de jóvenes que hacían ese tipo de cosas. El campeonato se fue desarrollando en el transcurso del día, los equipos que perdían lastimosamente tenían que abandonar el campeonato. Llego el momento de la final, el equipo de los jóvenes violentos que jugaron a su manera contra un equipo de jóvenes tranquilos que le hacían al fútbol por deporte y más que todo para pasarla bien entre ellos mismo. Los chicos emocionados de parte y parte hasta que el árbitro arranca el partido, los jóvenes muy pacíficos jugaban a la pelota, mientras que los jóvenes violentos ya comenzaron hacer faltas. El final del primero tiempo quedaron a ceros, el segundo tiempo el equipo de los jóvenes buenos se dejaron meter un gol, no por falla de nadie sino, por que ya empezaron a jugar sucio y solo querían que termine el partido. Termino el encuentro y los chicos violentos festejan una vez más su campeonato. Al final se acercan los capitanes de los dos equipos para darse la mano, y el joven muy pacifico le dice al chico violento, “El hecho mismo de haber llegado a la final ya nos sentimos como campeones. El hecho de que se crean violentos no les hace ser más ni menos que nosotros. Todos somos iguales, nadie en más que nadie.” El capitán de los chicos violentos se fue con un sabor amargo con sus compañeros a festejar el triunfo, mientras que el otro capitán se fue contento por haber llegado hasta donde llegaron.

    1. La escena es buena, Pablo. Pero todavía tienes que trabajar bastante en varias cosas. Por ejemplo, los verbos van en pasado. Tú mezclas pasados y presentes. La narración tiene que tener más ritmo. No hay sorpresa, sino moraleja, que es muy distinto. Pero por ahí se va avanzando!

  8. Práctica No. 4
    1. Tristeza
    2. Asombro
    3. Picardía
    4. Fustración
    5. Enojo
    6. Miedo

    Y Tu?
    Narrador: ¿Sabes quién eres? ¿De dónde Vienes? Porque haces lo que haces? La respuesta es simple, pero somos ciegos en vida porque no sabemos que está con nosotros.
    Siempre he tenido estas preguntas pero ya no hablare mas sino que les contare una historia.
    Javier y Marta, dos jóvenes de la provincia de Sacatepéquez, Guatemala. Quienes eran felices pero un dia común sucedió un acontecimiento trágico, sus padres quedaron gravemente enfermos y desde ese momento perdieron su fe. Reclamaron a los doctores los inocentes, DEJENNOS PASAR A VERLOS! Son nuestros padres!! Les negaron la entrada pero, sin embargo fue tanta la agonía y arrogancia que decidieron escaparse a los médicos y pasar a la habitación donde están no los encontraron, los doctores los sacaron del hospital, ¡Los han dejado! Los niños fueron en busca tristemente donde no tenían que entrar, Javier entro al mundo de las drogas y el licor, marta siempre lo encontraba borracho, en la banqueta de aquel hospital abandonado donde sus padres habían quedado, BASTA! No te emborraches le dice a Javier, lo levanto y lo llevo a un centro de recuperación, tras varios años dejo el licor y siguió los camino s de Dios.

    1. A tu narración, Diego, le sobra toda la introducción. También el desarrollo está desordenado. Ojo también con la puntuación.

  9. Simona era una niña que le gustaba mucho escribir sus aventuras diarias y compartirlas con sus vecinos y amigos, Pasaba noches en vela escribiendo en sus cuadernos.
    Un día su maestra les pidió a los estudiantes que sacaran una hoja para hacer una pequeña evaluación, Simona se asombró mucho, pues su cuaderno de matemáticas había sido usado la noche anterior para escribir.
    Ella le pidió a su maestra una hoja, la maestra molesta le dijo:- Nunca tienes una hoja para escribir en clases-. Simona inclinó su cabeza. Al sonar la campana todos sus compañeros salieron del salón, Simona se quedó sentada en su puesto, y su maestra le preguntó – ¿No repasaste esta lección?, con su voz entrecortada le dijo: -Si maestra, aquí está mi examen. La maestra preguntó: – ¿Te sientes bien?, Simona respondió con voz humilde, pero decida: Yo solo le pedí una hoja y usted me devolvió arrogancia. No seré buena para las matemáticas, pero soy buena para imaginarla a usted como una reina y a mis compañeros como guerreros. Yo soy capaz de hacer volar a personas que como yo, creen que tienen alas.

  10. Práctica No. 4

    1. Tristeza
    2. Asombro
    3. Picardía
    4. Fustración
    5. Enojo
    6. Miedo

    Práctica No. 5

    Historia de nunca acabar

    Esta historia se repetía una y otra vez entre un papá y su hija, a quien le gustaba que le contaran historias antes de dormir. El papá con ganas de dormir y descansar luego de una jornada de trabajo intensa, era interrumpida por la dulce petición de una pequeña hija que antes de dormir quería ser transportada a esos lugares mágicos y de mucha fantasía.

    Pero en pòcos meses, el padre de familia agotó todo su repertorio de buenas historias y mágicas leyendas para contarle a su hija, así que se inventó una historia, que además le serviría para dormir a su pequeña traviesa.

    Entonces hija hoy te contaré la siguiente historia:

    Esta es la historia de un gato, pies de trapo, canillas al revés… querés que te la cuente otra vez? SI

    Esta es la historia de un gato, pies de trapo, canillas al revés… querés que te las cuente otra vez? SI

    y así la historia nunca terminaba y el padre de familia cansaba a su pequeña hija que trataba noche tras noche, descifrar la incógnita del gato pies de trapo y canillas al revés.

    1. Simpática la narraciom, Cecilio. Claro, habrpia que sugerirle al papá que vaya a la esquina y compre un libro de nuevos cuentos. Felicitaciones!

  11. Práctica 4: Emociones
    1. Tristeza
    2. Asombro
    3. Alegría
    4. Incómodo
    5. Enojo
    6. Temor

    Práctica 5
    Ella lo invitó a que dieran un paseo por el amplio y verde parque, cuando llegaron a la primera banca él se dio cuenta que sobre ella había una flor exótica como la que en el primer mes de novios él le regaló.
    Siguieron caminando y en el siguiente escaño estaba el diario que juntos decidieron llenar desde que dijeron sí en el altar. Ese libro contaba los momentos más felices que habían vivido antes de aquel fatal accidente…en ese instante Alejandro se preguntó ¿por qué sí Mariana estaba muerta él ahora caminaba con ella de la mano?

      1. Gracias José Ignacio, la idea es aprender a contar y llegar a la audiencia. Agradezco
        igualmente por el conocimiento compartido a través del taller.Saludos.

  12. Un día cuando caminaba por mi ciudad, me encontré en el último callejón a la muerte; me sorprendió verlo triste, pero me sorprendió más, que su elemento de trabajo (la hoz) estaba tirada en la basura; asustado le pregunté ¿No deberías estar gozando con las almas perdidas de algunos y la tristeza de aquellos que pronto te abrirán las puertas a tu visita?
    +Sí, eso debería.
    Pero lo dice con indignación
    +Es verdad. Me causa mucha indignación saber que no soy tan importante en esto.
    Pero ¿cómo vas a decir eso? ¿Hay alguien que pueda hacer este vil trabajo tan bien cómo tú?
    +Sí.
    Pero ¿Quién ha osado destronarte?
    +El hombre que se han creído dueños de la vida y señores de la muerte.
    En ese momento se levantó, se dirigió al bote de la basura, tomó con fuerza su hoz, la dirigió a su cuello y desde ese momento el hombre se pasea como si nada arrebatando las almas de los cuerpos.

    1. Sí… No me convence mucho la narración, Jaiden. El mensaje es bastante pesimista. No atrapa mucho matar a la pobre muerte!

  13. Practico 4: tristeza, asombro,alegría, duda, enojo, susto.

    Cuando supo la noticia no lo podía creer, todo su mundo se transformó repentinamente en otro. Después de mucha ansiedad y entre tanta espera, el día había llegado. No es casualidad que su nombre fuera ese, puesto que por su forma de ser y su modo de ver la vida, cualquiera vería en ella con claridad la ternura que hay en sus ojos y la alegría que hay en su alma.
    ¡Tanto lo espero! Ya han paso dos semanas y entre juegos, dibujos y crayones, Clara se siente muy feliz, aprendió a compartir y ha comenzado el jardín.

    1. Querida Natalia:

      Está bien la narración, pero no trasciende la alegría de la niña Clara al comenzar el jardín. ¿Qué valor quería comunicar?

  14. PRÁCTICA 4:
    Las máscaras representan:
    1-tristeza; 2- sorpresa; 3- alegría; 4- que algo no lo convence, que no le gusta, incluso hasta puede sentir olor feo; 5- enoja; y 6- susto, miedo, terror.

    PRÁCTICA 5:

    Los retratos, la caramelera, las flores, los libros, las carpetas tejidas a crochet y todo lo demás estaban impecables como cualquier día, como todo los días. Entre medio, del cuadro hogareño de siempre, había abrazos, caricias, palabras al oído…
    Afuera el día era un día soleado, los pájaros cantaban, la gente paseaba y los niños jugaban, todo era igual. Todo.
    Sin embargo, para nosotros el tiempo se había congelado. En un día de primavera donde todo florece, ella, repentinamente, se había ido; la abuela se había ido.

    1. Querida Noelia:
      Tu breve narración está muy linda. Emotiva. Inesperada en su final. Felicitaciones!

  15. Práctica 4: enojo, asombro, feliz, gruñon, malote, asustado.
    Práctica 5:
    Aquí va mi storytelling, es un relato radial, una campaña de concientización.

    Su nombre es Linus, él es mi compañero de todos los días, por la mañana temprano me acompaña en el desayuno, cuando hago tareas, el se sienta a mi lado y me da su apoyo. Cuando estoy aburrida el me acompaña y jugamos juntos, cuando estoy triste, el primero en abrazarme y darme su atención es él. Me mira con sus ojitos y me dice lo mucho que me ama. Me gusta sentir que mi amor y todo mi cariño son los más importante para él, porque de otro modo, el no tendría una vida feliz.
    «DA AMOR, ELLOS LO NECESITAN… DILE NO AL MALTRATO ANIMAL»

  16. Las emociones son… tristeza, sospresa, alegría asco, bravura, temor

    Eran las seis de la tarde cuando un amigo llamó a mi esposo, le pidió que fuera a su casa a repararle un tripoide del carro. Como estábamos sin energía eléctrica fui la primera en encaramarme en el carro, pensé ¡pa allá me voy un rato , aunque sea solo para ver grasa, tornillos y herramientas!.
    Llegamos al encuentro y entre conversaciones de modelos y marcas de carro, el hombre me preguntó
    – Y usted, ¿qué hace señora?
    – Soy profesora en la UBV- le dije
    – Ah… ¡que bueno! Allá estudia mi papá…por cierto el pobre no se ha podido graduar porque le ha quedado tres veces una materia, dice que la profesora lo lleva loco.
    – ¡Ah vaina! La gente a veces es muy mala y… ¿Quién será? – le dije-
    – Ya mismo le averiguo.
    Marcó el número de teléfono de su papá y le preguntó el nombre de la fulana malvada.
    – Mi papá dice que se llama Ciara, Ciara Gómez… ¿la conoce?
    Mi esposo y yo nos miramos. ¡La malvada era YO!
    Cachicamo diciéndole a Morrocoy conchuo

  17. 1 TRISTE
    2 ASOMBRO
    3 ALEGRE
    4 BRAVO
    5 MUY BRAVO
    6 ASUSTADO

    Algo que jamás debió pasar…
    NARRADOR: Gabriela, Tenia entre 4 y 5 años, la menor de tres hermanos, vivía con ellos, su madre y su padrastro. Y un día en la mañana sus hermanos se van como todos los días a la escuela, Su madre decide ir a trabajar sin Gabriela pero ella no quería quedar
    EFECTO: MUSICA TRISTE
    NARRADOR: Empezó a llorar y llorar
    GABRIELA: Entre sus lagrimas, pensó: ALGO ME VA A PASAR, SIENTO ALGO DENTRO DE MI CORAZONCITO QUE ALGO MALO ME VA A PASAR, NO ME QUIERO QUEDAR CON ESTE SEÑOR….
    PADRASTRO: Tranquila Gabriela vas a estar conmigo, yo cuidaré de tí
    NARRADOR: Gabriela no se equivocó… Su mamá salió a las 9:30 de la mañana. Pero a las 10 inició el calvario de Gabriela cuando su padrastro se acerca…,
    PADRASTRO: ¡Gabriela ven para darte un caramelo!
    GABRIELA: Voooy…
    NARRADOR: Va como toda niña inocente por el dulce, cuando de pronto: ¡Suaz! la agarró por uno de sus brasitos, apretandola muy fuerte, la lanzó contra la cama, y le quitó la ropita, No sabía lo que él le haría, ¡estaba muy asustada!…
    lloraba mucho, pero él sacó una correa y la amenazó de que si seguía llorando le pegaría y que cuando llegaran sus hermanitos también les pegaría a ellos… Luego se acostó encima de ella y pasó algo que me marcaría para toda la vida…
    EFECTO: MUSICA DESGARRADORA
    NARRADOR: Ya han pasado 25 años desde aquella tragedia, y lo que le queda a Gabriela es dejar este mensaje a todas las madres:
    GABRIELA: Jamas dejes solos(as) a tus hijos(as), menos con una persona que ni siquiera conocen bien y mucho peor que ni siquiera familia sea.
    ¡Que el amor por los hijos prevalezca!…

    1. Querida Thania:
      Es terrible la historia que cuentas. Terrible, pero desgraciadamente muy frecuente. Excelente mensaje. Felicitaciones!

      1. Gracias. Ojalá nunca hubiera pasado tal cosa. Pero de las cosas malas que nos suceden en la vida podemos ayudar a otros.
        Gracias a usted por la oportunidad, me gustó mucho esta experiencia.
        Un Abrazo.

  18. Ella, una niña de 6 años, no podía creer que lo estaba viendo. Se puso a gritar ¡Es Kin Yu!
    Unos días atrás, la niña estaba jugando con su perro, Kin Yu, en un barrio de Seul. Disfrutaba de la compañía de su fiel amigo y protector (él reaccionaba si alguien se acercaba a la niña) era muy feliz con él y su perro no se separaba de ella, esté haciendo lo que estuviera haciendo. Ese día jugaron en el patio de la casa, fueron a almorzar juntos, salieron a jugar al parque, su mamá, de lejos observaba pero no se preocupaba. Todo estaba bien.
    Sin embargo al día siguiente pasó algo inusual, cuando la niña despertó su fiel amigo, Kin Yu, no vino a saludarla ni a jugar. Salió al patio llamándolo y no encontró respuesta. Preguntó a su madre y tampoco obtuvo respuesta. Por la tarde, cuando el papá regresó a la casa, salieron a buscar al amigo; pero la búsqueda fue infructuosa.
    Al día siguiente el padre imprimió varias copias de una foto de Kin Yu jugando con su niña y, juntos, fueron a pegarlos por todo el barrio.
    Como te podrás imaginar la niña estaba desconsolada, especialmente porque no entendía lo que estaba sucediendo ¿como su amigo podría haber desaparecido? El nunca se alejaba de casa y seguro que encontraría el camino de regreso si estuviera perdido.
    Pasaron los días y parecía que ya no iba a aparecer pero sucedió que la mamá dijo a la niña ¡vamos, salgamos de paseo y, mientras, me acompañas al mercado…
    y … así… salieron juntas de la mano caminando hacia el mercado, cuando … de pronto… la niña vio a Kin Yu.
    Lo encontró. Lo reconoció a primera vista. Era él.
    Sólo que esta vez el encuentro no fue alegre porque lo que vio fue a su perro, asado en una bandeja de horno en el piso de una cocinería.
    Korea, Vietnam y China son uno de los 10 países donde más se consume la carne de perro y hay mafias que roban perros de las casas por lo lucrativo que resulta.

    1. Excelente tu narración, Marco Antonio. Y con el mensaje estupendo en favor de los animales. Felicitaciones!

  19. PRACTICA 5
    MASCARAS
    1-MELANCOLÍA,TRISTEZA
    2-IMPACTO ,ASOMBRO
    3-ALEGRÍA,ENTUSIASMO
    4-MOLESTO E INCOMODO
    5-ENOJADO
    6-TEMOR
    PRACTICA 6
    NARRACIÓN BREVE
    Mi nombre no lo se….mi pasado no lo recuerdo..
    un día mis amos,me subieron en su auto,yo feliz,pensaba,iremos de paseo ,me decía……..
    Nada de eso,mis amos habían decidido abandonarme,con mis débiles fuerza llegué a una casa en construcción ,ahí compartí con los maestros ,que allí trabajaban,,recibía allí unas migas de pan y así transcurría mi vida,cuando una noche me atacaron otros perros,mi débil y pequeño cuerpo ,no pudo con estos malvados perros y solo me quedo arrancar,y fue así como busqué refugio ,en una casa vecina,en la cual habían 6 perros y como dicen que despues de la tormenta brilla el sol,por fin el sol brillaba en mi vida,cuando llegué a este nuevo refugio,me adoptaron,con mucho cariño,me llamaron el LANA,me lavaron mi pelaje blanco y desde ese día formé parte de este hogar,
    Hoy tengo nuevos amos que me quieren y protegen y yo la cambio le entrego mi cariño incondicional y mi compañía y a todos mis amigos les diré,que para todos existe un día mejor que el que termina,hoy después de todo los tropiezos encontré la felicidad en un humilde hogar,humilde ,pero con personas de un corazón de oro

    1. Buena tu narración, Camilo. Se podrá limar un poco la redacción, pero está bien, Podrías haber alargado la sorpresa de que se trataba de un perrito y la historia mejoraba.

  20. Emociones representadas por los 6 rostros:
    1- Tristeza.
    2- Sorpresa
    3- Alegría.
    4- Enojo.
    5- Disgusto.
    6- Susto.

    Micro historia:
    En una zona boscosa del sur de Venezuela vivía una familia de tres miembros, padre, madre y un hijo de 15 años. El chico, solía pasear por el bosque después de salir de clases, dicha rutina la realizaba todos los días de la semana sin ningún inconveniente.
    Un día a mitad del camino sintió una voz femenina a lo lejos pidiendo ayuda, lo cual lo sorprendió debido a que tantas veces que había caminado por allí jamás vio casas y menos persona alguna por el lugar.
    Al escuchar con insistencia la voz de esa mujer, decidió indagar a ver si ubicaba a la dama, pero cada vez que se acercaba y sentía la presencia de esa persona; la misma físicamente estaba ausente. En vista de que no lograba visualizar a esa mujer que supuestamente emitía ese pedido de auxilio, decidió salir corriendo velozmente hacia su casa que quedaba a 10 minutos de donde se encontraba.
    Ya estando en su casa le narra lo sucedido a sus padres y éstos con la mayor naturalidad sin sorpresa alguna le dicen: » hijo te has topado con la Sayona, una mujer que cuenta en el pueblo se le aparece a los hombres para atraparlos y desaparecerlos…parece ser que ella murió en un trágico accidente automovilístico hace 20 años, en las cercanías de esa zona donde escuchaste su grito de auxilio».
    ¡Oh, sea! que pude haber sido presa de esa aparición y no estar aquí ante ustedes contándoles tan extraña situación. La verdad es que a partir de mañana en vez de regresar a casa por en medio del bosque para acortar distancia, tomaré la vía recta aunque me lleve más tiempo.

    1. Querida Miriam:
      Si vas a contar la leyenda de la Sayona, tienes que meter más misterio, más situaciones de miedo. De lo contrario, sería la mismo que el chico hubiera escuchado a un perrito. Ensáyate en narraciones con emociones fuertes.

      1. Tomando en cuenta su sugerencia, aquí le dejo las modificaciones a mi narración anterior para inyectarle emociones más fuertes.
        En una zona boscosa del sur de Venezuela vivía una familia de tres miembros, padre, madre e hijo de 15 años. El chico, solía pasear por el bosque después de salir de clases, dicha rutina la realizaba todos los días de la semana sin ningún inconveniente.
        Un día a mitad del camino se sorprendió al ver que venía a su encuentro una mujer con un extraño caminar tambaleante. Corrió detrás de ella, y la misma desapareció de la nada. Pero a pesar de desvanecerse una voz femenina se escuchaba a lo lejos pidiendo ayuda, lo cual lo sorprendió debido a que tantas veces que había caminado por allí jamás vio casas y menos persona alguna por el lugar.
        Al oír con insistencia la voz de esa mujer, decidió indagar a ver si la ubicaba , pero cada vez que se acercaba y sentía la presencia de esa persona; la misma físicamente estaba ausente. En vista de que no lograba visualizar a esa mujer que supuestamente emitía ese pedido de auxilio, decidió salir corriendo velozmente hacia su casa que quedaba a 10 minutos de donde se encontraba.
        Al llegar a su casa, se encontró con sus padres, quienes al verlo tan agitado le preguntaron:
        Mijo ¿Y a ti qué te pasó?
        ¡Qué buen susto me llevé! Caminaba por el bosque y de repente me salió esa mujer… que después de perseguirla se desvaneció…
        ¡Ay mijito, tú como que te topaste con el anima de la Sayona!
        Es mejor que lo pienses bien antes de adentrarte en el bosque para llegar más rápido a casa. LA SAYONA tiene la particularidad de desdoblarse, es decir, puede aparecer como un perro o un lobo.
        ¡Oh, sea! que pude haber sido presa de esa aparición y no estar aquí ante ustedes contándoles tan espeluznante experiencia…Así es,,,¡Uh!

  21. Emociones en cada rostro

    -Tristeza
    -Sorpresa
    – Felicidad
    -Asco
    -Duda o enojo
    -Miedo o desesperación

    Historia Breve
    Las manos de Pilar están limpias, las uñas cortas y sin barniz. Sus palmas están rosadas por el calor que expulsa la tortilla caliente y tienen una pequeña callosidad por la presión que hacen al sostener el mago de plástico del cuchillo. Sus brazos están desnudos hasta los codos, la manga larga mermaría su habilidad para picar la carne que utiliza para preparar sus tacos: la pierna para los de maciza, el pulmón para los de bofe, el estómago para los de molleja.
    Sus clientes son exigentes, por eso ella siempre espera en las noches a la salida del gimnasio; ahí se encuentran los cuerpos mejor alimentados y de mejor sabor.

    1. Querido Memo:
      Tu narración de terror es estupenda. Inesperada. Terrible. El final te deja con los pelos de punta. Felicitaciones! (Y no me presentes nunca a Pilar!!)

  22. Práctica 4
    1) TRISTEZA
    2) SORPESA
    3) ALEGRIA
    4) DISGUSTO
    5) ENOJADO
    6) ATEMORIZADO

    Práctica 5 Historia

    Todo bien. El negocio era próspero y aunque nunca le gustó lo aprendió y bien, con responsabilidad lo hizo crecer. Su vida venía viento en popa hasta que la señora blanca se cruzó en su camino y lo enamoró. El buen dinero que se ganaba, todo lo gastaba en la señora blanca…por ella lo dejó todo, porque ella le hizo olvidar la muerte de su madre cuando aún un adolescente y la de su padre algunos pocos años atrás.
    Un día cualquiera de un mes cualquiera, se paró frente al espejo y se miró por primera vez en meses. Ese día abandonó el trabajo para siempre y aunque parezca mentira, él dinero ya no tenía y desde ese día la señora blanca se cruzó de calle desapareciendo de su vida.

  23. Una muchacha estaba aguardando su vuelo en una sala de espera de una gran aeropuerto. Como debía esperar por muchas horas, decidió comprar un libro para matar el tiempo. También compro un paquete de galletas. Se sentó en un asiento en la sala VIP del aeropuerto para poder descansar y leer en paz. Al lado del asiento donde estaba la bolsa de galletas se sentó un hombre que abrió una revista y comenzó a leer. Cuando ella tomo la primera galleta, el hombre también tomo una. Ella se sintió indignada, pero no dijo nada. Apenas pensó: «pero, que descarado, si yo estuviese mas dispuesta la daría un golpe en el ojo para que nunca mas se le olvide». Cada vez que ella tomaba una galleta, el hombre también tomaba una. Aquello la dejaba tan indignada que no conseguía reaccionar. Cuando quedaba apenas una galleta, pensó: «ah… que será lo que este abusador va a hacer ahora?». Entonces el hombre dividió la ultima galleta por la mitad, dejando la otra mitad para ella. Ah!! aquello era demasiado! se puso a bufar de la rabia! Entonces cerro su libro y sus cosas y se dirigió al sitio de embarque. Cuando se sentó, confortablemente, en su asiento, ya en el interior del avión, miro dentro de la bolsa y para su sorpresa su paquete de galletas estaba allí… todavía intacto, cerradito!! Sintió tanta vergüenza. Solo entonces percibió lo equivocada que estaba, había olvidado que sus galletas estaban guardadas dentro de su bolsa!! El hombre había compartido sus galletas sin sentirse indignado, nervioso, consternado o alterado, mientras ella quedo muy trastornada, pensando que estaba compartiendo las de ella con él. Y ya no había mas tiempo para explicaciones… ni para pedir disculpas.
    Cuantas veces, en nuestras vidas, estamos comiendo las galletas de los demás, y no somos conscientes de ellos?. Antes de llegar a una conclusión… observa mejor!! Tal vez las cosas no sean exactamente como piensas, no pienses lo que no sabes acerca de las personas

    1. Esta es una narración conocida, Consuelo. A veñces, la ubican en un autobús o en un aeropuerto.
      Inventa tú una propia, de tu inspiración.

  24. Rostro 1. Afligido
    Rostro 2. Sorpresa
    Rostro 3. Alegría
    Rostro 4. Molesto
    Rostro 5. Enojado
    Rostro 6. Aterrorizado

  25. Rostro 1: El primer rostro muestra la emoción de la tristeza.
    Rostro 2: El segundo muestra la emoción del asombro.
    Rostro 3: El tercer rostro plasma la emoción de la felicidad.
    Rostro 4: El cuarto tiene la emoción del disgusto.
    Rostro 5: El quinto es la emoción de la rabia.
    Rostro 6: el sexto al parecer está asustado.

  26. Había una vez un joven, que se la pasaba hablando con un perro, le decía cosas hermosas y le contaba todos sus secretos, todas sus tristezas.
    Todos los días se encerraba en su cuarto con su perro, se sentaba junto a el y le comenzaba a contar lo que había acontecido en su día, casi siempre que hacia esto el joven tenía lágrimas en sus ojos, o tenia rabia, o simplemente un sinfín de emociones.
    Cierto día el padre del joven entro al cuarto de este sin avisar y le dijo a su hijo que si estaba loco, por que hablaba con el perro, que por que más bien no hablaba con personas como alguien normal.
    El joven con un tono serio le respondió, por que las personas me juzgan y son hipócritas. Pero el perro es aquel amigo que siempre está a mi lado sin importar mi ánimo o mi forma de ser siempre está ahí fiel para mi.

  27. Practica 4
    Cara 1: Tristeza
    Cara 2 : Asombro
    Cara 3 : Apatia
    Cara 4 : furioso
    Cara 5: negativo
    Cara 6; Desesperado

    Practica 5

    En territorio hostil, hasta los frutos de un arbol tienen miedo de ser abatidos, en ese mismo ambiente de mucha oscuridad vive un pequeño niño llamado Tony al sur de siria en donde de formas inauditas de creer aun sigue con vida y con ganas de que su pueblo conozca la calma, solo con 11 años de edad Tony rrecorre las calles cuando puede para compartir historias de esperanza con un poco de comedia y visita a los que son sus amigos de forma temporal, aqui no se sabe cuando debes decir adios, pero el con su gallardia de hombre y cara de niño, le dice a sus amigos en una tarde de nubes negras, cuando sea grande, no quiero ser doctor ni astronauta, solo quiero ver a las personas de mi pueblo sonreír , sus pequeños amigos no comprendian a su edad el mensaje pero solo querian escucharlo para reir a carcajadas con sus historias, esa misma tarde Chris vuelve a su casa solo y en un silencio extraño en las calles, algo raro pasaba, cuando pudo llegar a su hogar, se entera que muchos niños murieron al estar cerca de una bomba, eran ellos, sus amigos, en una voz entrecortada Chris dijo, pueden haber callado sus sonrrisas pero jamas acabaran el eco de su alma.

    1. Muy emotiva tu narración, Yair. Y con un hermoso mensaje. Solo me desconcertó que desaparezca Tony y aparezca Chris. No hay que perder los personajes de la historia. Felicitaciones!

  28. 1. Impotencia
    2. Asombro
    3. Sarcasmo
    4. Gruñón
    5. Seriedad
    6. Terror

    Con tan solo monedas para pagar el transporte urbano del día y mas nada, aquella mañana la suerte le sonreía, bajando del autobús, en el piso observo un billete, era un billete americano, ese color verde es inconfundible, se precipito hacia él entre la gente que descendía del transporte, lo agarro entre sus manos fuertemente y lo guió rápidamente hacia uno de los bolsillos de su chaqueta. El día tomaba nuevos colores al imaginar la denominación del tesoro que abrigaba entre su prenda y si es de 100 dolares? a cómo está el dolar hoy? seguro subió y seguirá en alza?, al llegar a su trabajo, apareció Clarita, la señora a quien se le debía un pedido de hace más de 6 meses de una venta por catalogo, – ¡Sumerce me dijo que hoy me pagaba!, con una sonrisa de oreja a oreja, metió la mano a la chaqueta, lentamente saco el billete y lo entrego así, tal cual, arrugado pero confiado de haber saldado la deuda…-¡Muchas gracias sumerce, quedamos a paz y salvo!, – ¡Claro, afirmo doña Clarita, si me dice donde queda en banco monopoly para cambiar este billete!

    1. Simpática la narración, Marlon. Tiene sorpresa. Tal vez un poco increíble que el chico no haya visto el billete de monopolio antes de entregárselo a la acreedora. Pero está bien. Felicitaciones.

  29. PRÁCTICA 4:
    tristeza
    asombro
    maldad
    furia
    enojo
    terror
    PRÁCTICA 5:
    Llegó el fin de semana y con este las aburridas visitas de las amigas solteronas de mamá, llegaban a contra sus penas y a amragarnos la existencia a mi hermana menor y a mí, pues no podíamos escuchar a Molotov a todo volúmen, sobre todo en el coro de Give me power. Lo único bueno de estas reuniones, eran los deliciosos manjares que cada una llevaba para sacar en cara sus hablidades culinarias, que nunca les sirvió para atraer a hombre alguno. Mientras jugábamos parame la mano y discutíamos si marrón es un color, escuché que el centro de la charla eran todas las adversidades que les hicieron pasar en el colegio las profesoras, llamadas por sus ex alumnas, como «brujas», en ese momento vino a mi mente «Doña Veneno», la Inspectora General del colegio de mamá, quien hizo su vida un poco difícil, empecé a citar una y otra vez su particular apodo, ante la admiración de mi madre, guiños de ojo por aquí, puntapíe bajo la mesa por acá, y un par de silencios incómodos que yo no entendía por qué se daban. Transcurrieron un par de minutos hasta que decidí ir a mi habitación, de donde no salí en toda la tarde, pues mi hermana, quien corrió atrás de mí, me informó que la hija de «Doña Veneno» estaba en nuestra sala, a quien le estaba restregando en la cara el apodo de su madre una y otra vez, fue entonces que entendí todo. Las visitas de las amigas de mamá dejaron de ser frecuentes, pues la ofendida se encargó de comentar lo sucedido, y por solidaridad con el gremio de féminas solteronas, decidieron no ir más a casa. Mi madre vive eternamente agradecida conmigo.

    1. Simpática tu narración, Paola. Es una buena historia. Podrías sazonarla más con un pequeño diálogo cuando hablas de cómo era doña Veneno. Felicitaciones!

      1. Muchas Gracias¡¡¡ Siempre quise escribir un libro, tengo muchas historias que contar. Llegó la hora de iniciar, seguro mencionaré en alguna parte: «todo comenzó cuando tomé un curso virtual de storytelling con José Ignacio López Vigil»…

  30. Práctica 4.- Rostros: de izquierda a derecha: Resentimiento, sorpresa, ironía, enojo, odio y temor.

    Práctica 5.-
    COMO SI ELLA NUNCA HUBIESE SIDO MUJER».
    Tenía nervios y mucho miedo… Éste era mi final!!!… la profesora responsable del buen comportamiento en el colegio, había llamado a mi papá para mencionarle mis malcriadeces, “según ella”. Esto ya es el colmo- mencionó. Su hija ha roto el vidrio con un pelotazo, parece un niño y como sabrá como colegio religioso, no permitimos estas atrocidades- Sostuvo. Mi padre colorado de enojo le respondió:- Disculpe profesora, no le doy de nalgadas a mi hija delante suyo, por respeto a usted profesora. Le aseguro que no volverá a ocurrir, ¡Hay pero cuando lleguemos a casa, allí me vas a conocer!!!. Salimos del colegio, un silencio fúnebre, solo le dije, papito por favor no te enojes conmigo… Mi papá se agachó y sonriendo me dijo, ja ja y me vas a creer, eso era para calmarla a esa viaje loca… Todo está bien, ja, ja, !!como si ella nunca hubiese sido niña!.

  31. Práctica 4:
    1- Tristeza
    2- Asombro
    3- Felicidad
    4- Asco
    5- Enojo
    6- Miedo

    Práctica 5:

    Todos los meses la misma historia y al final la frustración se apoderaba de mi.
    Pensé muchas veces abandonar y retomar en otro momento, pero una voz en mi interior me impulsaba a seguir. Y ahí estaba una noche más en vela, llena de miedos, ansiedad e incertidumbre. Esperando dar bien en la prueba a la mañana siguente.Las pruebas cuales sean siempre son difíciles y marcan nuestro camino.
    Al fin comienza un nuevo día y el momento llego y…positivo. Al fin después de 2 abortos y 10 pruebas.Estoy embarazada!!!!!

    1. Está bien la narración, Cristina. Pero, ¿qué valorquieres transmitir con la misma? No basta narrar algo, sino transmitir una idea con dicha narración.

      1. No darse por vencido , aunque muchas veces la respuesta sea no.
        Que faltaría en la historia para dar con este ejemplo ese mensaje.

  32. PRACTICA 4
    Las tres caras de arriba: Triteza, sorpresa y empatía. Las tres caras de abajo: rechazo, enojo y miedo.
    PRACTICA 5
    Tenía prisa, así que esa mañana decidió sólo prepararse un poco de café antes de salir a trabajar. Sirvió el agua y puso el jarro a la estufa. Había decidido aprovechar cada minuto de la mañana, así que mientras tanto, fue al cuarto para terminar de preparar sus cosas… estaba casi todo listo. Volvió, esperó… y esperó, pero no le valió de nada. Llegó tarde y con hambre al trabajo. Había olvidado prenderle fuego.

    1. Está bien la narración, Mariana. Pero, ¿para qué la cuentas? ¿Qué valor, qué idea quieres transmitir? Una narración sin objetivo es como barco sin brújula.

  33. Las emociones que me transmiten las caras:
    1 Melancolía
    2 Asombro
    3 Burla
    4 Disgusto
    5 Incredulidad
    6 Pánico

    Para Lucía no fue fácil conciliar el sueño aquella noche. Todos los sonidos se hacían más cercanos e intensos, no paraba de dar vueltas en la cama esperando a que amaneciera pronto. Una mezcla de sentimientos se cruzaban en su mente, su corazón latía a toda prisa mientras escuchaba el canto de un gallo vecino que se afanaba por despertar la mañana. Pensó que hoy por fin sería el gran día, aquel que durante tantos años había esperado, el mismo que la haría convertirse en una nueva mujer gracias a la generosidad de su padre que decidió donarle sus ojos antes de marcharse de este mundo.

  34. Práctica 4: De izquierda a derecha.

    1- Tristeza
    2- Asombro
    3- Felicidad
    4- Asco
    5- Enojo
    6- Miedo

    Práctica 5:

    La luz era tenue. Sus sombras se cuidaban en la intimidad de la noche. Y la llevó de su cintura por todo el pasillo. No dejaron de mirarse pese a la oscuridad. Sus leves gemidos alentaron los besos y caricias de aquel hombre que la llevaba por primera vez a la cama. Dispuesta ya, en medio de un mar de cobijas, aquel le susurraba al oído cosas que animaban el deseo… El deseo de descansar. Era la primera noche de Gabriela, la nueva integrante de los Gómez, quien luego de unas horas de nacida, se acomodaba al rostro de su padre y nuevo hogar.

    1. Preciosa tu narración, Jorge Mario. Tierna, sorpresiva. Usted tiene madera, compañero. Felicitaciones!

  35. PRACTICA 4: DE IZQUIERDA A DERECHA

    1- Tristeza
    2- Asombro
    3- Felicidad
    4- Repudio
    5- Enojo
    6- Miedo

    PRACTICA 5

    Una noche fría y tenebrosa, por la lluvia acompañada del maullido de los perros, me encontraba en mi cama.

    De pronto, inicie a sentir un escalofrío que recorría mi cuerpo e inicie a ver sombras de personas con grandes cuchillos a mi alrededor y una de ellas grito «TE VAMOS A LLEVAR PORQUE TE HAS PORTADO MAL»

    Entonces mi corazón inicio a palpitar fuertemente sin cesar e inicie a ver mas clara la imagen de aquella sombra; era mi madre diciendo: hijo, de nuevo te quedaste dormido viendo esa película de terror!!

  36. Práctica 4
    Las emociones que me transmiten las caras
    1. Tristeza
    2. Sorpresa
    3. Alegría
    4. Asco
    5. Rabia
    6. Terror

    Práctica 5

    En la víspera de la navidad, en un barrio de Caracas, Venezuela vivía una humilde familia, la pareja tenía dos hijas la mayor de apenas 5 años la menor de 3 años, el padre y esposo se había quedado sin empleo, el poco dinero que este obrero podía conseguir alcanzaba apenas para comer, su esposa, madre y mujer colaboradora, ayudaba con la venta de algunos productos de belleza que para aquel entonces premiaban el esfuerzo de la vendedora con artículos para el hogar.
    Cerca de la noche buena, los padres de las pequeñas estaban muy angustiados y tristes conversaba sobre lo que podían hacer para ganar dinero y comprar el regalo del niño Jesús para sus hijas, a diario las pequeñas contaban los días para la llegada de Jesús cargado de obsequios…
    A la mujer le invadió la tristeza por un instante luego miró el rostro de sus hijas y sonriendo les dijo: este año el niño Jesús les tiene una maravillosa sorpresa. La mujer hizo mayores esfuerzos por las ventas, y logro ganar un radio reproductor, con dos micrófonos pequeños, pensó: es solo uno y tengo dos hijas.
    El 25 de diciembre de aquel año, el padre le pregunto a su mujer, ¿Qué vamos a hacer?, ¿Qué encontraran mañana las niñas debajo del árbol?, ella le dijo: Tranquilo eso lo tengo resuelto. Después de comer las pequeñas se van a dormir, su madre con lágrimas en los ojos colocó bajo el arbolito el regalo envuelto con un hermoso lazo y la tarjeta que decía un regalo para las dos.
    A la mañana siguiente las niñas corren al arbolito y encuentran la sorpresa un solo regalo, la mayor se apresura para abrirlo, mientras la más pequeña observa, al descubrirlo se emocionan y la madre rompió en llanto mientras les mostraba cómo funcionaba aquel radio, ellas atentas observaban, el padre no pudo contener tampoco sus lágrimas y abrazo a su mujer y sus hijas, agradeciendo a Dios tener la vida para disfrutar de aquel momento, las niñas bailaron, jugaron y hasta cantaron y grabaron aguinaldos para el niño Jesús.
    Esa navidad fue hermosa, la madre y el padre aprendieron el valor que tenía su familia y las niñas se quedaron con la más hermosa lección de vida, desde aquel momento no pidieron más al niño Jesús, en sus cartas cada año le decían: esperamos que nos vuelvas a sorprender… ¡Gracias por tu Bondad!

  37. Por favor, no tener en cuenta el anterior comentario, al copiar desde word, y pegarlo aquí me quedó faltando las últimas frases. Gracias por comprenderme.

    PRACTICA 4

    1. Incertidumbre, inseguridad
    2. Sorpresa, admiración
    3. Alegría, satisfacción
    4. Rechazo, repudio
    5. Enojo, llamado de atención
    6. Terror, pánico

    PRÁCTICA 5

    Aquella madrugada el médico con instrumental para atender a la víctima, el comandante de bomberos, periodista y motorista de la ambulancia, felices porque seríamos protagonistas devolviendo felicidad tras muchos años de secuestro.
    Dijo el guerrillero: lo escogimos porque es reconocido periodista; que esto sea noticia mundial, por sus contactos… Estamos acorralados, con mínimas condiciones de supervivencia; y la entrega que le haremos es estratégica para salir del área.
    Ya era de noche y la espera desesperaba.
    De pronto, una comunicación: ¡Nos traicionaron, una trampa, estamos cercados! ¡Piérdanse de aquí!
    El regreso fue a manos del Ejército, como auxiliadores de la guerrilla.

  38. PRÁCTICA 4
    1.- Incertidumbre, inseguridad
    2.- Sorpresa, admiración
    3.- Alegría, satisfacción
    4.- Rechazo, repudio
    5.- Enojo, llamado de atención
    6.- Terror, pánico

    PRÁCTICA 5

    Aquella madrugada el médico con instrumental para atender a la víctima, el comandante de bomberos, periodista y motorista de la ambulancia, felices porque seríamos protagonistas devolviendo felicidad tras muchos años de secuestro.
    Dijo el guerrillero: lo escogimos porque es reconocido periodista; que esto sea noticia mundial, por sus contactos… Estamos acorralados, con mínimas condiciones de supervivencia; y la entrega que le haremos es estratégica para salir del área.
    Ya era de noche y la espera desesperaba.

  39. MASCARAS:
    1: tristeza
    2: sorpresa
    3: felicidad
    4: incomodidad
    5: ira
    6: miedo

    Historia:
    En un paseo hacia un país con mucho por recorrer, un joven descubrió que uno de los integrantes de la expedición era ciego. En la primera parada vieron un castillo antiguo, el joven lo vio por un tiempo y dijo «ya he visto esto en una foto en internet», luego su compañero ciego se paró frente al castillo, suspiraba, se acercó a las paredes y lo tocó y exclamó «Lo más bello de hoy», en cada parada para apreciar paisajes y ruinas el joven se molestaba porque eran cosas que ya vio, visitó o que ya se las explicaron en internet; mientras que el ciego solo decía «lo más bello de hoy». Molesto el joven le dijo: «como sabes que es bello si ni lo ves», «no me refiero a las cosas» dijo el ciego «aunque puedo sentir que son maravillas, lo más bello de hoy es que yo a pesar de ser ciego puedo ver más en la vida que y tu»

  40. En mi familia hemos mantenido una bonita tradición… cada noche de navidad, el niño Jesús dejaba un bonito regalo bajo la cama de los niños.

    Un día cercano a la fecha, mi hijo llegó a la casa enojado, con la respiración acelerada y las manos empuñadas y nos increpó a su madre y a mí, ¿si el niño Jesús era real o éramos nosotros quienes poníamos los obsequios en su cama?, pues estaba dispuesto a batirse a golpes con los vecinitos que aguardaban en la calle.

    Con mucha calma y tratando de no herir más, sus ya trastocados sentimientos, le explicamos que si éramos nosotros. Pero que se trataba de una tradición que por muchas generaciones prevaleció en nuestra familia.

    Ya sosegado, restó importancia al resto de amiguitos que aún lo esperaban en la calle y con una pícara sonrisa nos dijo, – está bien, ya lo sé, pero tenemos que mantener la tradición con mi hermanita menor, así que espero contar con mi regalo la próxima navidad!

    1. Lindísima la anécdota, Richard. Es un buen storytelling… ¡y da para grabarlo en radio!
      Felicitaciones!

  41. La oscuridad de la noche consumía la calle que debía cruzar cerca del cementerio para llegar a casa. Juana acurrucaba sus carpetas por el frío estremecedor del invierno, recién salía de la Universidad y solo su respiración era compañía en ese camino oscuro que parecía no terminar.
    La brisa congelaba sus mejillas un silencio de misa y de repente sintió el eco de pasos a su espalda.
    Apresuró su caminar y no se animó mirar hacia atrás. Las pisadas se acercaban rápidamente, su corazón latía rápido, un escalofrío recorría su cuerpo, solo faltaba un breve trecho para atravesar esa tenebrosa oscuridad cuando… bruscamente sintió en sus hombros unas pesadas manos que la detuvo…giró, quedó perpleja y observó en la penumbra, ese rostro difuso, era él.
    Era aquel que le quitaba la respiración cuando la besaba… el amor de su vida.

    1. Está bien el relato, Daniel. Pero no despierta mucha emoción. Tal vez porque el final es predecible. O tal vez porque uno preferiría que salga un monstruo y no el enamorado. En todo caso, felicitaciones!

  42. -“Es un corredor extraordinario, nunca antes se vio nada igual. Es el mejor del mundo”, decían los cronistas deportivos.

    -“A pesar de su calidad tiene la particularidad de mover extrañamente su brazo derecho hacia la parte interna de su pecho, mientras va corriendo”, decían otros críticos.

    -“¿Cómo hará para incrementar su nivel en el cierre de las carreras, a pesar del cansancio? Es casi imposible. Cada vez que suena la campana que anuncia la última vuelta, corre más rápido que nunca”, apuntaban otros.

    -“Mientras mi madre trabajaba, de niño tenía que dejar la comida lista para mis hermanos y correr 5 kilómetros a toda velocidad para llegar a tiempo a la escuela. Cuando me iba acercando, sonaba la campana y sabía que debía apurar el paso, para no recibir castigo. Ese es el recuerdo que tengo ahora cada vez que escucho la campanada de la última vuelta”, explicó el corredor.

    -Y ¿a qué se debe el extraño movimiento de su mano derecha al correr?, preguntó un reportero.

    -“En esa mano cargué por años mis cuadernos, mientras corría hacia la escuela”, respondió el más grande corredor etíope de todos los tiempos. Ahora quiere ser presidente.

    1. Excelente la historia, Erick. Y excelentemente contada por ti. Tiene emoción, tiene sorpresa. Felicitaciones!

  43. Expectativa, ese era el denominador común que rondaba en la sala de redacción. Todos atentos a las pantallas a las muchas pantallas que nos rodean llenas de acentos, de imágenes, de historias, de lugares y rostros. Esperábamos, la esperábamos, como cada día a la misma hora, algunos minutos más, siempre más nunca menos. Ese día, ese preciso día algo había cambiado, nosotros sabíamos que algo había cambiado, pero no sabíamos qué, no había nombre había expectativa. Expectativa y miedo, expectativa y esperanza, expectativa y convicción de cumplir con aquello que los periodistas sabemos hacer, contar. Y llegó al fin llegó la hora, en ese día, triste día, aquél día. Llegó ese 5 de Marzo de 2013 cuando nos tocó contar la historia que no queriamos contar. Esta vez el parte médico del presidente Hugo Chávez confirmaba que el comandante Había muerto.

  44. Cuando salí contigo, pensé que había encontrado el amor nuevamente. ¡Qué gran sorpresa¡, encontrarlo en alguen distinto a todos mis amores anteriores. No eres guapo, de hecho bastante feo, aunque sí muy inteligente, o tal vez solo intelectual, sino no hubieras metido la pata de esa manera. Eres una de mis más grandes y recientes decepciones. Conocerte así, tan egoísta e inseguro. Es una lástima, alguna vez dijiste que haríamos muy buena pareja. Y…¿sabes qué?, concuerdo con eso. Seríamos muy buena pareja, si tan solo fueramos los dos otras personas.

  45. A pesar del sol inclemente, todos los presentes mirábamos atentos hacia la pista de atletismo. Eran los VI Juegos Paralímpicos de Nicaragua y en la línea de salida se encontraban los niños y niñas con síndrome de down que correrían 50 metros.
    La carrera inicio y todos hacían su mejor esfuerzo por llegar primero a la meta, el público miraba atento, de pronto una de las niñas cayo y empezó a llorar. Lo que pasó luego dejo a todos sin habla por algunos segundos. Los demás niños dejaron de correr, regresaron a levantar a la pequeña que había tropezado y todos juntos tomados de las manos llegaron caminando a la meta. En eso momento todos aplaudimos y algunos no pudieron retener las lágrimas.

    1. El relato es muy bueno. Pero eso no ocurrió en Nicaragua, sino en Seattle, USA. Conviene que confirmes los datos.

      1. No me refería a lo ocurrido en Seatle en 1992 sino a un hecho muy similar ocurrido en Nicaragua en 2012 y esa similitud también causo sorpresa a los que vimos como una acción noble se extrapolaba de una forma muy impresionante.

        En Nicaragua estos eventos (paralimpicos) no tienen mucho apoyo y no son televisados, solos los que estábamos ahí (organizadores, competidores y sus familiares, y claros los jueces del evento) vivimos esa bonita experiencia y sí algunos hicieron la comparación.

        1. Pues es una maravilla esa coincidencia. Se confirma que las personas con discapacidades tienen más sensibilidad que los que nos creemos muy capaces. Mil gracias por la corrección que me haces.

          1. Sí, fue algo muy bonito que cualquier persona podría replicar pero muchas veces tenemos miedo a mostrarnos sensibles y eso nos vuelve desconfiados.

  46. La niña mira con duda a su madre y a su padre mientras estos conversan tranquilamente en la sala de su casa, los mira y que se retira con una gran duda en su cabeza -«¿Somos 3 hermanos osea que pronto seremos 5?»-mmm- Sale corriendo a preguntarle a su hermano mayor. ¿Hermanito proto vamos a ser 5?
    Su hermano con enojo le contesto: Niña tonta, como se te ocurre mi mamá solo va a tener un hermanitoooo… l con cara de enojo y desilución de que nadie le creia y que algunos se reian de su ideas sale corriendo donde sus padres con las lagrimas en los ojos. Llorando Mamitaaaa….
    Y su madre preocupada le dice: ¿Que paso mi niña?
    Y la niña le pregunta. Es cierto que vamos a tener dos hermanitos? verda mami cierto? mi hermano me esta peleando y me dice que no es cieeertttooo…
    La mama le pregunta y ¿Porque dices que vamos a tener dos hermanitos?.
    La niña con fuerte desición le contesta. Mira mamí uno el que tu tienes en tu barriguita y otro el que esta en la barriguita de papá.
    La madres queiriendo sostener la risa mira a su pequeña con dulce mirada y para que su sufrimiento no siga le contesta con un tierrno «claro mijita tranquila usted nose preocupe por lo que le digan sus hermanos. y con un calma la niña haciendola sentir mejor.

  47. Observando mi perro me llamo la atención que siempre tomaba una camisa de mi hijo para dormir, siempre a pesar que lo amarraba, lo castigaba y trataba de que no lo hiciera, el perro insistia en tomar la camisa, mi hijo se fue de casa a estudiar a otra ciudad y de repente un dia el perro se volvio loco ladrando, ladraba desesperado mirando al porton de la casa, era mi hijo que le habia dado un ataque epilepico y estaba tirado en la acera fuera de mi casa, gracias a el perro logramos salvarle la vida

    1. Chévere tu relato, Katyuska. Me gusta, es emotivo. Te sugiero que aprendas a poner puntos para lograr frases más cortas. Y más dinámicas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *